Ok

By continuing your visit to this site, you accept the use of cookies. These ensure the smooth running of our services. Learn more.

¿Dónde estabas en 1999? Bad Manners, ayer & hoy

21768157_493392464362912_5975110347514349232_n.jpgEl primer show de Bad Manners en Buenos Aires, en junio de 1999, es uno de los más legendarios en la historia del ska porteño. Tuvo de todo: lo bueno, lo malo, lo feo y los excesos.

A pocas horas del demorado y esperadísimo segundo round en el marco de la Ska Unity algunos de los presentes (incluido el guitarrista de BM entonces!!) aquella noche 18 años atrás, recuerdan... lo que pueden.

Es importante poner en contexto que la vista por un único concierto derivó en una fiesta más "intimista" en la primera sede del Salón Pueyrredón, en la que músicos de BM, el propio Fatty, colegas de los Auténticos Decadentes y Satélite Kingston se mezclaron para zapar juntos. También en una sesión de grabación junto con músicos de Satélite y unas vacaciones extremas de Fatty y dos de su troupe, casi una semana sueltos en Buenos Aires.

22007923_1902487356671990_32695495182497546_n.jpgNicolás Costello (entonces guitarrista de Satélite Kingston): “Si me pongo a escribir no termino más. Momentazos arriba y abajo del escenario, retratados por Victoria Egurza. Mil fotos, risas, anécdotas y buena música. Todo gracias a la buena onda de Buster y los músicos. Gracias Brian Sellei y Satélite Kingston por hacerme vivir esta aventura. Lo más lindo fue preguntarle a Fatty: “How big do you love me?” Y sin dudarlo y con esa sonrisa eterna me contestó: “I love you big!!!” Nos volvimos a ver con Buster y la banda en Barcelona y la onda siguió intacta. Sería 2003, 2004. Era una fecha con The Toasters en el Apolo. Simon (guitarra), salió a montar el ampli y los pedales. Le grité y al verme no la podía creer, dejó lo que estaba haciendo y me subió a los camarines, donde estaban Buster y Rick (teclas) y la nueva banda. Al verme, no daban crédito. Lo primero que me dijo es si la había traído algún regalo de Argentina (no era mate). Lo segundo fue preguntarme por Brian, Vicky y Satélite Kingston. ¡Lo juro!”

Vanesa Carrizo: “Una noche increíble y esperada. No había mucha gente, pero se podían distinguir algunos de la primera época, que cómo nosotras, con Silvana Santos, allí estábamos presentes. Recuerdo a nuestro amigo lapa bailando con un pasamontaña negro en medio de la pista, a quien le debo haberme pasado unos buenos CD de Bad Manners en mi adolescencia, épocas en las que no era tan fácil conseguir material como ahora.”

Simon Cuell (guitarrista de Bad Manners): “Muchos buenos recuerdos. Poco sueño, demasiada cerveza y asado. Buster comiendo un montón de carne justo frente a la sección de vientos mientras grababan… Eso fue bastante divertido. Siempre que toca Bad Manners es divertido. Pero ese viaje fue nuestra primera vez allá y tres de nosotros nos quedamos por una semana, salimos mucho, grabamos con muy buenos músicos y comimos la mejor carne que jamás haya probado. Fue realmente una experiencia que recordaré por el resto de mi vida.”

22046628_493393921029433_6478633338320466263_n.jpgPablo Ocampo: ”Lo que recuerdo es haber ido a buscar las entradas que ganamos en un programa de la Metro, en la calle Honduras. Llegué, retiré las entradas y me quedé esperando la salida de Buster. Le pedí un autógrafo que debe andar por ahí guardado, me tomé un café en la esquina y me volví al Sur.

Bruno Lancellotti (Radiola Records, San Pablo, Brasil): “Viajé de San Pablo a Buenos Aires con dos grandes amigos. Grandes de verdad. Leandro, con 140 kg., Tadeu con 150. Y yo en el asiento del medio del avión, entre los dos. Tremendo relleno en el sandwich. Vendi un artículo sobre concierto a una revista brasileña, del estilo de Los Inrokuptibles. Sólo me pagaban si les daba fotos también. Leandro era el fotógrafo para ese trabajo pero el rollo se veló, así que de regreso a Brasil le vendí a la revista el articulo más la foto de portada del disco "Greatest Hits Live", aquel donde Buster estaba en pijamas. Y, sí, en la salida del concierto nos cruzamos con un par o más de pelados fachos que le pegaron una mina. O la mina les pegó a los tipos.Algo así... Ah, y adentro las latas que les tiraban a los Calzones. Me dio pena, pero yo no estaba 100% metido en el rollo local.”

Pablo Ocampo: “Los Calzones habían llevado su público, que supongo, y ésta es solo una opinión mía, no tenían idea de la existencia de Bad Manners. Claro, cuando uno le tiró una lata de cerveza al Pingüino se produjo el efecto dominó y los fans de Los Calzones (la mayoría, pibes adolescentes) quisieron hacerle frente a un grupo de indeseables y terminaron cobrando, no había otra opción. Ya a la distancia y habiendo pasado mucha agua bajo el puente, no recuerdo en ningún momento haber escuchado del líder de Bad Manners ninguna palabra en favor de la paz y el no disturbio entre el público”

Esteban Anca (DJ/The Crabs): “No voy a ser yo justamente el que salga en defensa de los Calzones, pero hicimos la secundaria juntos con Edu (guitarrista) y ya en 1984 escuchábamos a los Bad Manners, Madness y Specials en los recreos.”

Marcelo Malisani: “Yo recuerdo a los fachos y los insultos a los Calzones Rotos.”

Pancho López (ex Chiflados!): “Monedazos a los Calzones. De eso me acuerdo...”

 

*  *  *

22050066_1314486245326443_8041518486733534767_n.jpgInner Marquee Violence

Mariano Goldenstein (Sombrero Club):  “Mi recuerdo es complicado. Tenía 19 años. Me encantó el show. El pre-show tambié.  Fui a la prueba de sonido, estuve con un montón de amigos, como el Muñe (cantante de la banda santafesina Butumbaba), con algunos marplatenses, como “Aldosivi Ska” Landoni y Alejandro Marcos Fernández . Tomamos mil birras, nos hicimos amigos de Tony, el saxofonista de Bad Manners, con Valeria Astudillo. Y el show increíble, con todos los hits y una formación impecable. Sólo me quedó el sabor amargo del final: gente de mierda, que hay que echar de cualquier recital o de donde aparezcan. Los puteé y me la dieron entre cuatro.”

Aldosivi Ska Landoni: “Cuantos recuerdos… Pasamos al camarín y escabiamos con Buster.”

Martín Cueto: “Recuerdo lo que le tiraban cosas a los Calzones y que adelante del escenario estaba medio pesada la mano, pero nada más. Esos que estaban adelante en un momento comenzaron a hacerle el saludo nazi a Fatty y el chabón les dijo: "Tengan cuidado con lo que están haciendo". Creo que después del show nos fuimos y terminamos comiendo pizza con los Oxidados. Esa noche había sido un regalo para muchos de nosotros y lo terminamos, como era costumbre, en la pizzería. Si no me equivoco, fue en la esquina de Triunvirato y Monroe. Al día siguiente nos enteramos que le habían pegado a alguien.”

Manuel del Conte Chauvin: “Recuerdo con mucho cariño el viernes previo al show, ir a la puerta de la Metro a esperar a Fatty, la fiesta en el Salón. Pero el sábado no lo disfruté para nada... Fue pasar del cielo al infierno en 24 horas. Todo lo que amaba de esta movida un día y todo lo (periférico), que odiaba, al otro.”

*  *  *

Lip Up Fatty

Brian Sellei (entonces manager de Satélite): “Mi recuerdo es tener a Buster y un par más de la banda ensayando en casa con Satélite Kingston y mi vieja preparando la merienda. No me puedo olvidar de la frase del gordo al salir del baño: “Do you have more toilette paper?"

21768046_10214487473248621_2176200808564944711_n.jpgNicolás Costello: “Almorzamos con Buster y John Thompson (actual bajista de The Selecter), los tres en una parrilla del Centro el día después del show. Fatty comía la tira de asado con las manos. Pidió papel y se retiró al toilette. La cara de John (que era demasiado normal para ser miembro de BM) lo dijo todo. Hay muchas otras anécdotas, pero no se pueden contar.”

Martín Cueto: “Ese pibe del bajo era demasiado cool para BM. Otro que recuerdo de esa banda es Tony, el saxofonista. Creo que al poco tiempo comenzó a laburar en London Eye ó algo así y dejó la banda.”

Andrés Cotter (ex Satélite, Ska Beat City): “Llamé a nuestro manager y le dije: "Brian, quiero tocar con Bad Manners". Al rato me llama: "Listo, tocan!" ¡Fueron cuatro días locos! Resumiendo: viernes, Salón Pueyrredón, arriba del escenario con los Deca, tocando temas de Specials. Después, los Bad Manners arriba. Sábado, prueba de sonido y tocamos con Satélite (esa noche hicimos “London Calling”...) y después abajo, a poguear con “Echo 4:2” y “This is ska”, pegados. Domingo, asado y fútbol con ellos y luego ensayo en lo de Brian (entonces manager de Satélite Kingston). Zapamos, entre otras canciones, “Inner London Violence” con el gordo en el mic. Lunes, estudio. Ahí grabamos “Adiós Buster (versión de Adión Nonino) y Guantanamera.”

Fernando Blanco: “El show del Salón, tremendo. El Marquee estuvo bien, pero el del Salón, tremendo.”

Pavlo Dina (Los Dynamos, de Montevideo): “Días muy intensos para los que fuimos desde Montevideo. Barzilai, Mintaka y yo, invitados por el Muñe, de Butumbaba. ¡Toda una aventura! Preparé especialmente para la fecha un bolsito tipo morral (hecho a mano con un viejo pantalón de pana y un cordón largo de bota) donde guardé un grabador Sony y cuatro cassettes de 90 minutos para registrar todo el recital (¡esas grabaciones existen!) y una cámara de fotos (de rollo, claro). Llegamos unos días antes ya que los amigxs de Butumbaba tenían una mini gira por Capital y nos prendimos en el bus. Tocaron con Un Kuartito y una banda más, bien cerca del Obelisco, no recuerdo ahora el lugar, pero  sí recuerdo ver un par de rudies bailando junto al escenario y gente de todo tipo. Linda fiesta. Y al otro día empezó la joda fuerte, con el agasajo a Bad Manners en el Salón Pueyrredón, con los Decadentes, Manos de Filipi, y un sinfin de bandas en la vuelta. Antes de llegar, los Manners pararon en una estación y cargaron unos cuantos cajones en la camioneta. Tremendo fiestón. Recuerdo a Buster sentado en la mesa ratona comiendo una pizza entera y dos mil hamburguesas, para luego levantarse, agarrar una botella de litro y, con una sonrisa enorme, unirse a la pandilla a festejar. Salimos listos para lo que se venía al otro día, casi sin poder dormir por la emoción. Y lo del Marquee fue una locura. Arrancó Superuva, que no tenía mucho que ver ahí, pero la verdad me encantó verlos, héroes de mi infancia. Luego vino Butumbaba, buen show, con mucha energía, aunque dejaron unos cuantos temas afuera. Satpelite Kingston la gastaron mal, no paré de bailar. Luego se me borra la memoria hasta que llegan los Bad Manners. Arrancan instrumental y luego sube Buster al escenario. Flasheé con "Special Brew". Ese reci y esa gira fueron inolvidables. Definieron lo que soy ahora.”

 

* * *

Por cinco días locos

Esteban Anca: “Cinco días insalubres de gira interminable con Faty y mis amigos Ale y Bart. Una parrilla en las Cañitas donde Fatty se quería soplar a la moza. Abrazos llenos de transpiración en la cabina del DJ del antiguo Salón Pueyrredón y la habitación de la casa de Ale, donde dormía Fatty, con tremendo olor a culo y a chivo.”

Daniel Flores: “Me acuerdo de algún comentario de Ale sobre la toalla que usaba Faty. Un cuadro dantesco.”

Esteban Anca: “La toalla del gordo quedó con la silueta marcada. Es como el Santo Sudario. Decí que Ale la tiro a la mierda, si no debería estar en el Museo del Ska. Una mañana, volvíamos todos rotos de gira y Faty entró a una casa de colchones y sommiers en avenida Santa Fe y Anchorena y se acostó a dormir en una cama de exhibición. No lo podíamos sacar. Al final nos echaron a todos a la mierda.”

Martín Cueto: “En un momento se buscaban voluntarios para salir de gira con Fatty porque ya no quedaba tropa al frente dispuesta y se terminaban las municiones. A los pocos meses fuimos a ver a Bad Manners en Londres y Cambridge. Todos se comportaban excelentemente bien, nuestra cara de sorprendidos debió haberle llamado la atención y Buster nos dice: "ustedes saben cómo nos portamos en Argentina, pero en U.K. es diferente, no podemos andar haciendo exhibicionismo."

Gustavo Visón: “Solamente ví a Fatty en los shows. Cuando me iba yendo del Salón Pueyrredón, había tres teenagers haciendo cola para transarse al gordo. Lo saludé y le dije algo así como que veía que no le iba nada mal en Argentina. Se rió y saludó.”

Gabriel Ibáñez: “A mí me bajó la presión ese día. Recuerdo que sonaba “Lip up Fatty” y yo, en la barra, sentado aireándome. Alto fasssso.”

Comments

  • Yo estuve en ese recital del 99'. Me acuerdo que toco Superuva, Los Calzones, SK, Butumbaba, Los Cafres y BM.
    Me parece que eran otras epocas, y que hoy en día no habría lugar para desagradables como aquella vez, espero no equivocarme. Tiene que ser una fiesta!!

  • Y así fue, vaya

  • Me estallé con la anécdota de la casa de colchones.

  • Y si la verdad que fue una fiesta. Recuerdo otras como la presentación de La Manera Correcta... o cuando vino Pauline Black donde la energia era similar.
    Skabu , la espera con Madness ! Cadillacs, Missing Words, Mr. Review, todos bailando en una misma conexión, y que decir del show de Bad Manners, siempre al palo, en fin, una fiesta! Que se repita

  • Una tormenta musical en la que solo Buster tenía el control.

    Sin palabras y sin voz (literal) https://www.youtube.com/watch?v=JxzWGqkXBV0

  • Creo que aquella visita de BM en 1999 es material de leyenda. Pero creo también que esta segunda vuelta fue todavía más memorable. LO que me parece que dice muchas cosas buenas del ska en Argentina.
    No hay otra escena o subcultura o gueto como este, es increíble...

    (Sí, lo de los colchones es demasiado gracioso)

  • Lo que uno se consigue en twitter. Fue escrito por un periodista venezolano.

    https://www.pagina12.com.ar/65878-esta-es-musica-de-la-clase-trabajadora

  • Cómo que en Twitter?! Se consigue en los diarios!

  • Revisando el twitter de ese periodista, obtuve el enlace :-)

  • Odio envejecer.

  • ¡Don't Knock The bal head! insuperable. ¿Alguien lo grabó?

  • El viernes estuve en Palermo Club viendo a Tokio Ska, Venia la vara muy alta con el show de BM en Niceto.

    El lugar no estaba lleno, pero es bueno que vengan este tipo de bandas,

    Solo nos falta The Specials y The Selecter para completar el cuadro. Dificil.

  • El viernes estuve en Palermo Club viendo a Tokio Ska, Venia la vara muy alta con el show de BM en Niceto.

    El lugar no estaba lleno, pero es bueno que vengan este tipo de bandas,

    Solo nos falta The Specials y The Selecter para completar el cuadro. Dificil.

  • Esta nueva llegada de Fatty y sus muchachos no tiene comparación con la del 99. Hasta ese entonces esta parte del mundo había sido olvidada por completo por las bandas 2 Tone y por otras tantas más.

    Internet era joven y apenas si podías encontrar en algún sitio algo de información escueta de tus bandas favoritas. No existía youtube ni nada por el estilo. Recuerdo que era pellizcarme para saber si era cierto lo que decía el poster amarillo que vaía en la galería lavalle..

    No me gusta comparar situaciones cuando son gratas ambas, pero si hace un mes te conectabas a internet ya hasta sabías que Fatty iba a salir vestido con ese sacón de animal print. Creo que la del 99 fue mucho más épica porque todo era una sorpresa sin precedentes. Todo era nuevo.

  • Esta nueva llegada de Fatty y sus muchachos no tiene comparación con la del 99. Hasta ese entonces esta parte del mundo había sido olvidada por completo por las bandas 2 Tone y por otras tantas más.

    Internet era joven y apenas si podías encontrar en algún sitio algo de información escueta de tus bandas favoritas. No existía youtube ni nada por el estilo. Recuerdo que era pellizcarme para saber si era cierto lo que decía el poster amarillo que vaía en la galería lavalle..

    No me gusta comparar situaciones cuando son gratas ambas, pero si hace un mes te conectabas a internet ya hasta sabías que Fatty iba a salir vestido con ese sacón de animal print. Creo que la del 99 fue mucho más épica porque todo era una sorpresa sin precedentes. Todo era nuevo.

  • Tokyo Ska Paradise Orchestra es otra cosa. Para ser la primera vez que pisaban suelo porteño, sin contar con una promoción aceptable, les fue bien.

    Es una banda a la que hay que prestarle más atención, sobre todo sus trabajos previos al full tension beaters que fue el álbum con el que lograron masificarse en latinoamérica y justamente por eso, algunos los tildan de forma despectiva como una banda ''tercera ola'' sin saber o investigar, por qué después de 1999, la banda cambió tanto... Como digo yo, al menos es una ''tercera ola'' bien hecha.

    En fin, ahora es que la agrupación ve los frutos desde este lado... esa banda no tiene necesidad de giras, ya con lo que hacen en Japón, es más que suficiente para vivir de la música, casi que un disco anual, sin contar sus dvds o simples, sin embargo disfrutan la calidez del público latino y ya eso para ellos, se volvió una necesidad.

    A mi juicio, la fusión de estos japoneses es interesante y no suenan a más nadie, solo a ellos. Ese espacio, les quedó pequeño y el sonido no hizo la debida justicia, sin embargo la adrenalina de esos músicos, es increíble.

  • Seguro TSPO vuelve, ojalá sean en unas condiciones más óptimas.

  • Me perdí la Tokyo... me hubiera gustado ir. No pude, pero es como que después de Bad Manners lo sentí menos... Ojalá vuelvan porque me comentaron que estuvo muy bueno

  • Yo estuve, Y durante todo el show podia escuchar lo que hablaba el de al lado, nitidamente. Me pareció que el sonido estuvo bajo. Igual el publico apoyó, y los japoneses lo sintieron.

  • Yo estuve, Y durante todo el show podia escuchar lo que hablaba el de al lado, nitidamente. Me pareció que el sonido estuvo bajo. Igual el publico apoyó, y los japoneses lo sintieron.

Post a comment

Optional